Si te encantan las historias de miedo y no te asustan los fantasmas, ¡seguro que estás deseando que llegue la noche de Halloween para celebrarla! Y si no te lo has planteado, todo es ponerse. A los niños les encanta y cualquier excusa vale para organizar una fiesta ¿no? Así que ¡anímate! En este post te ofrecemos varias ideas “terroríficas”, superfáciles y muy saludables que puedes preparar tú misma en casa.

Banafantasmas

Son un clásico, pero puedes añadirles creatividad y colocarlos saliendo de la tumba –que puedes hacer con pastillas de chocolate ultrafino – o cubrirlos de helado de yogur. Las bananas son ricas en fibra, potasio y vitamina B6, que favorece el buen funcionamiento del sistema nervioso. En cuanto al yogur, aporta proteínas de alto valor biológico, calcio y fósforo, es fácil de digerir y beneficioso para la flora intestinal.

Ingredientes

  • Bananas (o plátanos)
  • 50 g de chocolate para fundir o chispas de chocolate
  • Helado de yogur natural o tipo griego (la cantidad depende de los fantasmas que quieras hacer)
  • azúcar moreno, miel o el edulcorante que prefieras utilizar
  • Una tableta de chocolate ultrafino en forma de pastillas para hacer las tumbas.
  • 50 g de chocolate blanco

Preparación

  1. Pela las bananas y córtalas por la mitad
  2. Coloca los chips de chocolate para crear los ojos y la boca
  3. Trocea la tableta de chocolate en piezas rectangulares y crea las tumbas. Puedes añadir el RIP con chocolate blanco fundido.

Para cubrirlos con helado de yogur:

  1. Saca el helado del congelador y deja que repose a temperatura ambiente unos 10-15 minutos. Cuando empiece a estar cremoso, colócalo en un bol y sumerge los plátanos (sujetándolos con un palito de madera) en la mezcla hasta que queden completamente cubiertos de yogur. Deja que se enfríen en la nevera un par de horas
  2. A la hora de servir, añade las chispas de chocolate para hacer los ojos y la boca y crear rostros fantasmales que den vida a tus banafantasmas. Si tienes niños, diles que te echen una mano, ¡se lo pasarán genial!

Kiwisteins

Kiwisteins

Frankenstein es uno de los monstruos más entrañables y no asusta mucho así que si haces una fiesta infantil el éxito está asegurado. Además, la base es un kiwi, una fruta rica en fibra y en vitamina C –una unidad tamaño medio cubre el 85% de las necesidades diarias recomendadas– que protege frente a los resfriados.

 Ingredientes

  • Kiwis
  • 50 g de chocolate negro para fundir
  • almendras crudas tipo marcona, sin sal ni azúcar
  • chips o Lacasitos de chocolate para los ojos.

Preparación

  1. Pela los kiwis y deja un poco de la piel en la parte superior en forma de flequillo para que se parezca más a Frankenstein
  2. Coloca los chips de chocolate para hacer los ojos
  3. Utiliza el chocolate fondant para dibujar la boca en forma de cicatriz
  4. Coloca una almendra a cada lado del kiwi para simular los tornillos

 

Bocas de manzana terroríficas

Bocas de manzana terroríficas

Es una receta muy original, y el efecto es muy divertido, porque se asemejan a una planta carnívora. Además, la base es una manzana, que es una de las frutas más saludables. Puedes utilizar manzanas de diferentes colores para dar más juego. La manzana contiene potasio, vitamina C y fibra, soluble e insoluble, que facilita el tránsito intestinal, así como flavonoides, unas sustancias antioxidantes que ejercen un efecto protector para la salud.

Ingredientes

  • 6 o 8 manzanas sin golpes ni manchas y crujientes
  • Almendras troceadas en forma de láminas, para que parezcan dientes
  • Mermelada de diferentes sabores y colores vivos

Preparación

  1. Lava las manzanas sin pelarlas y sécalas bien
  2. Córtalas en forma de gajos abiertos
  3. Rellena el interior con mermeladas de diferentes sabores (manzana y canela, ciruela…)
  4. Clava las almendras sobre la pulpa en la parte superior e inferior de los gajos abiertos de forma alterna como si fueran dientes

 

Arañitas de uva y pasas Eatingrichly.com

Foto de Eatingrichly.com

Arañitas de uva y pasas

¡Son tan fáciles de preparar cómo impactantes!  El único secreto es encontrar uvas oscuras y del tamaño adecuado. Las uvas son ricas en agua y fibra y ejercen un efecto depurativo sobre el organismo, además contienen antioxidantes y muchos minerales. La OMS recomienda su consumo regular. En cuanto a las pasas también aportan mucha fibra, bioflavonoides y minerales.

Ingredientes

  • Medio kilo de uva negra o de la variedad de Borgoña
  • 250 g de pasas
  • Una cajita de palillos redondos que no se troceen

Preparación

  1. Lava las uvas sin pelarlas y sécalas bien
  2. Inserta de 3 o 5 pasas en cada palillo, como si fuera una brocheta, pero dejando una punta al descubierto para poder insertarlas después
  3. Coloca cuatro palillos a cada lado del cuerpo de la araña clavando las puntas sobre la uva pero sin que se rompa
  4. Pon las arañas sobre una tela de rejilla. Otra opción es fundir chocolate negro y dibujar una telaraña en una fuente plana, dejar que se enfríe unos minutos en la nevera, y colocarlas encima en el momento de servir

 

Unas recetas fáciles y deliciosas para que los niñ@s disfruten de una merienda saludable y riquísima el día de Halloween.